Brechas en la evaluación de riesgos climáticos: integración perfecta de la información meteorológica y climática para la resiliencia de la comunidad

Comprender los impactos climáticos y meteorológicos es esencial para la evaluación de riesgos y el desarrollo de la resiliencia. En este blog de lectura extensa, Bapon Fakhruddin y Jana Sillmann examinan cómo las plataformas digitales colaborativas para integrar y compartir información meteorológica y climática podrían respaldar la evaluación de riesgos.

Banco inundado

Este artículo es parte del ISC Transformar21 serie, que explorará el estado del conocimiento y la acción, cinco años después del Acuerdo de París y en un año crucial para la acción sobre el desarrollo sostenible.

Las conclusiones del Sexto Informe de Evaluación (AR6) emitido por el Grupo de Trabajo 1 del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) enfatizan que nuestro compromiso de alcanzar emisiones netas de gases de efecto invernadero para 2050 debe ser más fuerte que nunca, lo que significa que solo podemos lograr los objetivos de temperatura a largo plazo identificados en el Acuerdo de París para limitar el calentamiento global a 1.5 ° C mediante reducciones inmediatas, rápidas y a gran escala de las emisiones de gases de efecto invernadero. Los principales hallazgos son consistentes con el Quinto Informe de Evaluación (AR5), pero destacar la urgencia de lograr la neutralidad de carbono y al mismo tiempo adaptarse a los muchos efectos inevitables del cambio climático. Minimizar las vulnerabilidades y los riesgos del cambio climático depende de servicios meteorológicos, hídricos y climáticos accionables, accesibles y autorizados que brinden información sobre cómo las condiciones ambientales y los peligros asociados pueden afectar las actividades socioeconómicas y el medio ambiente.

Hay tres tipos típicos de riesgo climático con posibles consecuencias financieras delineadas por el Grupo de Trabajo de la Junta de Estabilidad Financiera sobre Divulgaciones Financieras Relacionadas con el Clima (TCFD): riesgo físico, riesgo de transición y riesgo de responsabilidad. El TFCD recomienda considerar los choques macroeconómicos o las pérdidas financieras causadas por tormentas, sequías, incendios forestales y otros eventos extremos, o por los patrones climáticos cambiantes. Sin embargo, esta consideración no se usa a menudo en las evaluaciones de riesgos del clima organizacional, excepto en la industria de seguros. La complejidad de determinar el riesgo físico relacionado con el clima es significativa. Es necesario identificar el riesgo climático de manera consistente y precisa para informar la divulgación.

Si bien se han logrado avances significativos, la predicción de eventos meteorológicos extremos intensificados por el clima a corto plazo (días-semana-meses-años) sigue siendo una brecha en las evaluaciones tradicionales de peligros naturales y riesgos climáticos. La necesidad de mejorar la información sobre el clima y el cambio climático para informar la evaluación de riesgos de peligros múltiples y, posteriormente, la toma de decisiones basada en evidencia nunca ha sido tan fuerte. La integración perfecta de la información meteorológica y climática para la evaluación de riesgos es fundamental, ya que los movimientos atmosféricos y oceánicos del clima y el clima extremo que pueden generar están interconectados. [ XNMUX ]. El potencial aumento en la ocurrencia e intensidad de eventos climáticos extremos como resultado del cambio climático y el aumento de la población en áreas vulnerables solo refuerza esta necesidad.

La previsión de los impactos de la variabilidad climática a corto, medio y largo plazo y su relación con los fenómenos meteorológicos extremos proporcionaría información prospectiva y útil para la toma de decisiones que se puede incluir en la planificación y gestión de riesgos.

Integración perfecta de información meteorológica y climática para la evaluación de riesgos 

Cada año, los peligros relacionados con el clima, como ciclones, inundaciones, olas de calor, sequías y tornados, causan miles de millones de dólares en daños y afectan a millones de personas tanto en países desarrollados como en desarrollo. Los fenómenos meteorológicos extremos habituales tienen un mayor impacto agregado en la sociedad y afectan a todos en todas partes. Los beneficios de las predicciones hidrometeorológicas fluidas están probados en muchas partes del mundo (por ejemplo, en Kiribati, Ghana, Filipinas) y actualmente se encuentran bajo investigación (Wetterhall y col., 2018; Fakhruddin y otros, 2021) (Figura 1). Las valoraciones de los servicios meteorológicos y climáticos a menudo aplican modelos agroeconómicos para simular beneficios potenciales (Barrett et al., 2021). La integración de la información climática y meteorológica mejorada con pronósticos meteorológicos a medio y largo plazo se aplicaron con éxito en los sectores de la agricultura y la ayuda humanitaria (por ejemplo, en Bangladesh, Indonesia, EE.UU., UE). En Bangladesh, una inversión de US $ 1 en el pronóstico de inundaciones de 1 a 10 días generó beneficios por valor de US $ 40 para la comunidad (Fakhruddin y otros, 2015). Los productos meteorológicos y climáticos son la base de la gestión de riesgos climáticos y la adaptación a la variabilidad climática, al mismo tiempo que crean resiliencia para el desarrollo sostenible.

Figura 1 Rango y escala de los peligros naturales debidos al tiempo y el clima
Figura 1: Rango y escala de los peligros naturales debidos al tiempo y el clima (modificado de OMM, 2015)

Los servicios meteorológicos y climáticos ayudan a las comunidades a estar advertidas sobre el sistema climático en beneficio de la sociedad, lo que ayuda a mejorar la salud pública y la seguridad de las personas, ampliar las oportunidades económicas, proteger los recursos ambientales y promover la seguridad nacional. Los servicios meteorológicos y climáticos incluyen pronósticos y avisos meteorológicos; predicción y seguimiento de inundaciones y sequías; preparación y respuesta ante amenazas naturales; vigilancia de la salud pública; prevención y control de enfermedades; evaluación y gestión del riesgo de incendio; y apoyo a las decisiones sobre recursos hídricos, agricultura, transporte y otros sectores económicos. Las observaciones, la ciencia y los servicios relacionados con el tiempo y el clima respaldan los esfuerzos para satisfacer las necesidades humanas básicas (de alimentos, refugio, energía, salud y seguridad) y ayudan a crear oportunidades para el avance socioeconómico..

Nuestras expectativas de futuro 

El mundo avanza hacia la Quinta Revolución Industrial, una nueva era del Renacimiento (WEF, 2019). Están surgiendo nuevas tecnologías para garantizar la creatividad y el uso común de los principios de acceso abierto y FAIR (es decir, localizable, accesible, interoperable y reutilizable). Las comunidades de investigadores y profesionales llevan mucho tiempo esperando una plataforma visual interoperable, de acceso abierto, transparente, intuitiva, flexible, colaborativa, confiable, respaldada por expertos, segura, de código abierto, rápida y fácil de usar para la evaluación de riesgos. Se han tomado varias iniciativas. Sin embargo, todavía hay una falta de planificación adecuada y operaciones sostenibles e infraestructura informática para pronósticos de conjuntos globales de alta resolución y mejora de los Servicios Meteorológicos e Hidrológicos Nacionales (NHMS)..

Una plataforma colaborativa para comprender el cambio climático y los impactos climáticos es esencial para la inteligencia climática. Este tipo de plataforma podría basarse en múltiples modelos computacionales basados ​​en datos para diferentes escalas de tiempo (horas, días, semanas, meses, años, décadas y siglos). Estos modelos computacionales se basan en datos del modelo de predicción meteorológica y climática local, regional y mundial, vinculados a la exposición y la vulnerabilidad. Una integración perfecta de los productos meteorológicos y climáticos (pronósticos a corto, mediano y largo alcance) puede respaldar mejor el proceso de toma de decisiones de los usuarios al ayudarlos a comprender los riesgos e incertidumbres a corto, mediano y largo plazo. Esta plataforma podría apuntar a la predicción de peligros relacionados con el clima y el análisis basado en escenarios para factores climáticos más amplios. Podría desarrollarse teniendo en cuenta la futura integración de un modelo más amplio de riesgos y activos y financieros, con el fin de informar sobre la divulgación de información financiera relacionada con el clima. La Figura 2 muestra el marco conceptual para la integración perfecta de información climática y meteorológica para generar información de riesgo en el futuro cercano para la toma de decisiones del cliente.  

Figura 2: Plataforma de evaluación de riesgos e información meteorológica y climática para futuras evaluaciones de riesgos (Fakhruddin y otros, 2021)

Dado que la evaluación del riesgo climático contiene una incertidumbre inherente, la revisión de datos en diferentes escalas de tiempo proporciona un refinamiento de la toma de decisiones. El sistema podría denominarse "sistema de un sistema", donde la retroalimentación del usuario final es fundamental, al igual que los mecanismos para incorporar la retroalimentación en el sistema para mejorar continuamente la información basada en las necesidades de usuarios específicos.

La Organización Meteorológica Mundial (OMM) adoptó una política de datos unificada para mejorar el valor socioeconómico de los servicios meteorológicos, climáticos e hidrológicos. Las otras iniciativas de la OMM como Red mundial de observación básica (GBON) y Mecanismo de financiación de observaciones sistemáticas (SOFF) mejoraría el sistema de observación meteorológica mundial en tiempo real, que es fundamental para la reducción del riesgo de desastres y los servicios relacionados con la seguridad pública, la agricultura, la aviación, el transporte marítimo y terrestre, la infraestructura y las empresas.

Iniciativas regionales e internacionales de servicios meteorológicos y climáticos

Los esfuerzos para fortalecer la resiliencia climática dependen de la disponibilidad de datos e información meteorológicos, hídricos y climáticos para los formuladores de políticas y otros actores estatales y no estatales. Los servicios meteorológicos y climáticos, categorizados colectivamente como servicios meteorológicos, proporcionan información y asesoramiento sobre los estados pasados, presentes y futuros de la atmósfera en diferentes escalas de tiempo. Estos van desde minutos y semanas (clima) hasta meses, años, décadas e incluso siglos (clima). Como complemento de los servicios meteorológicos se encuentran i) los servicios hidrológicos que se centran en las aguas interiores superficiales y subterráneas y cubren áreas como la gestión de recursos hídricos y de energía; y ii) servicios oceanográficos y marinos que abordan los océanos y sectores relacionados. Ejemplos de iniciativas regionales e internacionales son:

  • Marco mundial para los servicios climáticos (GFCS): GFCS acelera y coordina la implementación técnica y científicamente sólida de medidas para mejorar los resultados relacionados con el clima a nivel nacional, regional y mundial, como un marco con amplia participación y alcance.
  • Iniciativa de mejora de los servicios climáticos nacionales (ENACTS): ENACTS vincula el conocimiento climático con los procesos de toma de decisiones mejorando la disponibilidad, el acceso y el uso de la información climática, mediante el suministro de datos climáticos de alta resolución fiables y fácilmente accesibles a los responsables de la toma de decisiones en África.
  • PREPdatos: Una plataforma en línea de datos abiertos basada en mapas que permite a los usuarios acceder y visualizar datos espaciales que reflejan el clima pasado y futuro, así como el panorama físico y socioeconómico para la adaptación climática y la planificación de la resiliencia.
  • Portal de datos sobre el cambio climático del Pacífico (PCCSP): PCCSP proporciona información climática histórica específica del sitio, así como tendencias en índices medios y extremos para las islas del Pacífico y Timor Leste.
  • Foro de Perspectivas Climáticas del Caribe (CariCOF) : CariCOF Outlook Generator (CAROGEN) y plataforma de información global: la plataforma de archivo, recuperación, procesamiento y visualización de datos climáticos desarrollada y mantenida por el RCC del Caribe y utilizada por los países que participan en CariCOF.
  • Portal del Clima de Asia Central (CACIP): CACIP ayuda a las partes interesadas a acceder, analizar y visualizar los datos disponibles públicamente para respaldar los procesos de toma de decisiones. La plataforma de información proporciona diferentes tipos de servicios climáticos gratuitos, que incluyen humedad del suelo, temperatura, precipitación, estadísticas climáticas históricas y pronósticos meteorológicos.

Conclusiones

Aumenta la importancia de contar con datos meteorológicos y climáticos precisos y oportunos para la toma de decisiones. Los diferentes impactos del cambio climático no ocurren de forma aislada y el cambio climático influye en los eventos climáticos extremos. Tanto el cambio climático como los fenómenos meteorológicos extremos deben tenerse en cuenta en la evaluación de riesgos. La 'década de la transformación digital' brinda la oportunidad de mejorar el futuro sistema global de predicciones meteorológicas y climáticas en un sistema de modelo único unificado en una variedad de escalas de tiempo (desde ahora hasta centenario) y escalas especiales (escala convectiva a modelado de la tierra del sistema climático) para apoyar a las comunidades. recopilar opiniones, conocimientos y experiencia.  

Una plataforma meteorológica y climática integrada podría proporcionar escenarios de riesgos y peligros relacionados con el clima sin fisuras basados ​​en varias escalas temporales y su incertidumbre asociada en la información. Esta inteligencia sobre el cambio climático combinada con la evaluación de peligros informaría la toma de decisiones basada en escenarios para varios cambios climáticos y riesgos climáticos extremos. Una mejor comprensión de los riesgos físicos relacionados con el cambio climático podría proporcionar más detalles para las evaluaciones de riesgo del cambio climático y respaldar una evaluación de impacto de los elementos centrales de una divulgación financiera relacionada con el clima recomendada (gobernanza, estrategia, gestión de riesgos y métricas y objetivos). Las consecuencias sociales del cambio climático en las décadas o el siglo venidero son difíciles de predecir debido a diversos factores sociales y la incertidumbre. Observar el riesgo del tiempo y el clima en la misma lente podría proporcionar una tendencia para comprender mejor y crear un registro a largo plazo para evaluar la variabilidad y el cambio climático, y proporcionar una base rigurosa para el desarrollo, la prueba y la validación de los modelos utilizados para los pronósticos. y predicciones.

Una plataforma meteorológica y climática integrada es el primer paso hacia una plataforma colaborativa para la evaluación del impacto financiero y físico que podría proporcionar informes consistentes de alta calidad basados ​​en escenarios para los países. Esto puede ampliar las oportunidades comerciales y ayudar a la sociedad a evitar o minimizar los desastres meteorológicos y relacionados con el clima. Este podría ser un plan para otros países y actores para una divulgación financiera relacionada con el clima más transparente y sistemática, lo que puede mejorar nuestra comprensión global de los riesgos relacionados con el clima. Dado que el cambio climático es un desafío global que no se detiene en las fronteras, los esfuerzos inter y transnacionales para la construcción y transferencia de conocimiento son cruciales.

Más de 40 países en desarrollo en sus Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional (NDC) reconocieron la necesidad de información meteorológica y climática para guiar su toma de decisiones sobre la resiliencia climática. El IPCC AR6 nos ha dado una advertencia justa de lo que está por venir. Ahora depende de nosotros embarcarnos audazmente en un replanteamiento visionario y un rediseño de nuestro futuro. Tenemos una oportunidad única en la vida de volver a imaginar y construir un mundo resiliente y preparado para el clima. Derrochar esto puede tener consecuencias impensables.

Reconocimiento: Los autores agradecen el apoyo editorial y los comentarios recibidos de Richard Reinen-Hamill, Tonkin + Taylor, Nueva Zelanda.


Bapon Fakhruddin

foto vía Tonkin y Taylor.

Bapon Fakhruddin

El Dr. Bapon Fakhruddin es un experto internacional en cambio climático y reducción del riesgo de desastres con más de 20 años de experiencia trabajando con países vulnerables al clima en todo el mundo y, más recientemente, en el Pacífico Sur y Nueva Zelanda. Con un doctorado en Ingeniería y Gestión del Agua, el Dr. Fakhruddin es uno de los principales expertos mundiales en resiliencia climática y capacidad de respuesta a nivel comunitario, gubernamental e interinstitucional, que se centra en mejorar la resiliencia y la sostenibilidad de la comunidad en el futuro.

@shmfakhruddin


Jana Sillman

Jana Sillmann

Jana Sillmann es profesora de la Universidad de Hamburgo (Alemania) e investigadora principal del Centro de Investigación Climática Internacional (CICERO), Noruega. Sillmann es un geoecólogo especializado en análisis de extremos climáticos. Su trabajo se relaciona con varios factores que pueden impulsar cambios en los extremos climáticos, como la variabilidad climática y las actividades antropogénicas (por ejemplo, gases de efecto invernadero y contaminación del aire). En su investigación actual, Sillmann utiliza enfoques interdisciplinarios para una mejor integración de las ciencias naturales y sociales, y tiene un interés particular en los impactos socioeconómicos de los extremos climáticos en todos los sectores y cuestiones relacionadas con la evaluación de riesgos y la toma de decisiones en condiciones de incertidumbre.

@JanaSillmann


Referencias

Christa Clapp, Jana Sillmann, (2019). Facilitar inversiones climáticamente inteligentes, Una tierra, Vol. 1, Número 1, 2019, Páginas 57-61, ISSN 2590-3322, https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S2590332219300156

Fakhruddin Bapon, Peter Gluckman, Anne Bardsley, Georgina Griffiths, Andrew McElroy (2021). Creando comunidades resilientes con sistemas de alerta de peligros de mediano alcance. Progreso en ciencia de desastres, 2021

Fakhruddin SHM, Akiyuki Kawasaki, Mukand S. Babel (2015). Respuestas de la comunidad al sistema de alerta temprana de inundaciones: estudio de caso en Kaijuri Union, Bangladesh, Revista Internacional de Reducción del Riesgo de Desastres, Vol. 14: 4, págs. 323-331, ISSN 2212-4209

Sam Barrett, William Ndegwa y Giuseppe Maggio (2021) El valor de la información meteorológica y climática local: una valoración económica de la provisión meteorológica descentralizada en Kenia, Clima y desarrollo, 13: 2, págs. 173-188, https://doi.org/10.1080/17565529.2020.1745739

Wetterhall, F. y Di Giuseppe, F. (2018). El beneficio de pronósticos fluidos para predicciones hidrológicas en Europa, Hydrol. Earth Syst. Ciencia., 22, págs. 3409–3420, https://doi.org/10.5194/hess-22-3409-2018,


[ XNMUX ] La interacción del clima y el tiempo se demuestra por un fenómeno atmosférico-oceánico que afecta el clima en todo el mundo, el Niño Oscilación del Sur (ENOS). Los movimientos atmosféricos también están interconectados y son casi continuos: un movimiento atmosférico a pequeña escala puede unirse para crear sistemas a mayor escala (por ejemplo, las tormentas convectivas podrían causar inundaciones, sequías, tormentas e incendios forestales).



Foto de encabezado: Martín Katerberg a través de Flickr.

Compartir:

Ir al contenido