Fortalecimiento de las comunicaciones de emergencia para eventos complejos, en cascada y combinados: lecciones aprendidas de la erupción y el tsunami de Hunga Tonga-Hunga Ha'apai en Tonga

La erupción y el tsunami de Hunga Tonga-Hunga Ha'apai en enero de 2022 en Tonga fue un ejemplo de "libro de texto" de riesgos complejos, en cascada y compuestos. En este blog de larga lectura, Bapon Fakhruddin y Emma Singh discuten las lecciones aprendidas para la respuesta al riesgo de desastres.

Erupción volcánica submarina Tonga

By Bapon Fakhruddin, Presidente, CODATA TG FAIR Datos para RRD, y emma singh, Tonkin + Taylor International, Nueva Zelanda

Si bien las comunidades de investigación están tratando de comprender mejor los desastres complejos, combinados y en cascada, 2022 acaba de proporcionar un ejemplo de "libro de texto" en Tonga. El ciclón tropical Cody, la amenaza de pandemia de COVID-19 y la erupción del volcán Hunga Tonga-Hunga Ha'apai, seguida de un tsunami y más de 70 terremotos (magnitudes 4.4-5.0) entre el 14 de enero y el 04 de febrero de 2022, devastaron el sistema de gestión de emergencias en Tonga. La comunidad científica mundial está aprendiendo de este evento mientras lidia con el hecho de que una sola erupción produjo un tsunami en todo el Pacífico de 1.98 a 2.9 metros, que destrozó barcos en Nueva Zelanda y provocó un derrame de petróleo y dos ahogamientos en Perú, y el hielo rompiendo en la desembocadura del río en la isla de Paramushir, Rusia. La onda de choque de la erupción, un estampido sónico con ondas que viajaron tres veces alrededor del mundo, aumentó las olas del tsunami.

Que pasó

Los Servicios Geológicos de Tonga (TGS) comenzaron a informar sobre la actividad volcánica submarina Hunga Tonga-Hunga Ha'apai el 20 de diciembre de 2021, con el código de aviación inmediatamente elevado a rojo. El 14 de enero de 2022, TGS volvió a emitir una alerta tras la actividad volcánica y cuando las comunidades de Tongatapu y 'Eua notaron el olor a azufre. La erupción del volcán Hunga Tonga-Hunga Ha'apai comenzó a las 17:07 el 15 de enero de 2022, con una erupción de ceniza a las 17:14. Las olas del tsunami de Hunga Tonga-Hunga Ha'apai llegaron a Nukualofa antes de llegar a cualquier sitio de observación de aguas profundas (DART). El tsunami llegó a las 17:32 hora local, a 1.98 m sobre el nivel del mar. Se alcanzó una altura máxima de aproximadamente 2.9 m sobre el nivel del mar a las 17:50. El aumento de las olas estuvo entre 15 y 20 m sobre el nivel del mar en algunas áreas, con inundaciones que alcanzaron los 500 m tierra adentro en Nomuka, Ha'apai y los 600 m tierra adentro en Mango, Ha'apai. El Servicio Meteorológico de Tonga (TMS) informó que el tsunami dañó completamente todos los resorts en 'Eua[ XNMUX ] y nueve centros turísticos importantes en las islas Tongatapu y Nuku'alofa, y estimó que alrededor de 160 viviendas resultaron gravemente dañadas o destruidas. Según la Oficina Nacional de Manejo de Emergencias, cuatro personas murieron (un ciudadano extranjero en Tongatapu y tres residentes locales de Ha'apai). Los plazos de alerta y respuesta se presentan en la Figura 1.

Figura 1: Líneas de tiempo de las respuestas

Para agravar el evento, se rompió el cable submarino de fibra óptica que conecta a Tonga con el resto del mundo. Tonga ha estado conectada a esta red de telecomunicaciones durante la última década y se ha vuelto muy dependiente de este sistema, que a menudo es más estable que otras tecnologías como la infraestructura satelital y fija.. Tonga solo está conectada a través de un solo cable que conecta la capital, Nuku'alofa, con Fiji, con otros cables entre islas. Este cable se rompió el 15 de enero de 2022, debido a uno o más procesos (el tsunami, deslizamiento de tierra submarino u otras corrientes submarinas) relacionado con la erupción volcánica Hunga Tonga-Hunga Ha'apai. Esto dificultó que los servicios de emergencia y los funcionarios del gobierno de Tonga se comunicaran y que las comunidades locales determinaran las necesidades de ayuda y recuperación.

Usted también puede estar interesado en:

El Perfil de Información de Peligro de Tsunami (Activador Volcánico)

Ilustración de un globo con redes interconectadas.

Tipo de peligro: RIESGOS GEOMÉTRICOS
Grupo de peligros: Vulcanogénico (Volcanes y Geotermia)
Peligro específico: Tsunami (desencadenante volcánico)

Definición:
Los tsunamis de volcanes (pronunciados soo-ná-mees) son una serie de olas creadas cuando el agua que rodea a un volcán se desplaza después de una erupción, un deslizamiento de tierra o la falla de un edificio volcánico en el agua circundante. Si el mecanismo generador es lo suficientemente grande, las olas pueden ser significativas a escala local, regional o incluso transoceánica (Day, 2015).

Ver la lista completa de Perfil de información de peligross aquí.

Gestión del riesgo de desastres en Tonga

El país tiene un buen sistema de alerta temprana con líderes y científicos eficientes tanto en TMS como en TGS. El Ministerio de Meteorología, Energía, Información, Gestión de Desastres, Medio Ambiente, Cambio Climático y Comunicaciones de Tonga tiene un mandato importante en la reducción del riesgo de desastres, integrando varias carteras. Existen procedimientos operativos estándar para el Centro Nacional de Coordinación de Emergencias, un plan nacional contra tsunamis y procedimientos para ciclones tropicales. Proporcionan una guía sobre los vínculos operativos entre las agencias líderes para varios peligros dentro de la Oficina Nacional de Manejo de Emergencias, el Comité Nacional de Operaciones de Emergencia y el Comité Nacional de Coordinación Ambiental. La mejora de los sistemas de alerta temprana multirriesgos es una cuestión prioritaria en el Marco de Desarrollo Estratégico de Tonga 2015-2025 (TSDF II) y el Plan Nacional de Gestión de Emergencias como parte del proceso de reducción de riesgos y gestión de emergencias, y se aplica bien para este evento complejo.

El Programa de Resiliencia del Pacífico (PREP) del Banco Mundial fortaleció la alerta temprana y la preparación para desastres, e incorporó el riesgo de desastres y el cambio climático en la planificación y financiación del desarrollo en Tonga. Prestó asistencia integral e integrada al Gobierno de Tonga con el fortalecimiento institucional y regulatorio, el desarrollo de capacidades y el apoyo a la implementación, y la modernización de la infraestructura de observación, los sistemas de gestión de datos, los sistemas de pronóstico y alerta. Apoyó la mejora del sistema de prestación de servicios del sistema de alerta temprana multirriesgo.

Lecciones aprendidas y posibles soluciones

Comprender los peligros y los riesgos

Los tsunamis de los volcanes no se pronostican adecuadamente con los enfoques tradicionales basados ​​en la magnitud de los terremotos. El tsunami resultante de la erupción de Tonga fue más grande y llegó a lugares distantes mucho antes de lo esperado para el tsunami generado por el terremoto. Los modelos de pronóstico y los sistemas de alerta diseñados para evaluar las olas de tsunami desencadenadas por terremotos no tuvieron en cuenta la onda de choque de la erupción que impulsa las olas. Este evento puede permitir a los científicos comprender la ciencia detrás de cómo una onda de choque empujó grandes olas a través del Pacífico hasta las costas de Japón y Perú, a miles de kilómetros de distancia, e integrar esos hallazgos en el modelo de peligro de tsunami. El evaluación reciente del peligro de tsunami probabilístico y evaluación del riesgo de Fiji, y otros peligros probabilísticos como los ciclones, podrían proporcionar una comprensión más profunda del riesgo sistemático.

Alerta temprana de volcanes

Es necesario mejorar la capacidad de medir el proceso de generación de tsunamis debido a la erupción y entregar pronósticos previos al impacto basados ​​en escenarios a escala local y regional. La previsión de escenarios previa al impacto permite a los profesionales interpretar la advertencia de peligro y requiere alianzas entre proveedores de servicios a nivel nacional y en sectores dentro de la gestión y reducción del riesgo de desastres. Esto resultaría en acciones tempranas como la evacuación de comunidades vulnerables, individuos y su ganado; despliegue previo de barreras contra inundaciones y cierre de carreteras y puentes. Los procedimientos operativos estándar deben revisarse y deben incluir alertas de tsunamis generados por volcanes. Es necesario mejorar la capacitación del personal en vulcanología.

Redundancia de infraestructura crítica

La falla de los servicios esenciales de la infraestructura crítica (sistemas de transporte, redes de comunicación y servicios públicos de energía y agua) durante eventos de amenazas naturales puede afectar a las poblaciones al exacerbando el peligro y obstaculizando la capacidad de los ciudadanos para responder o recuperarse del evento. Comprender los posibles efectos indirectos de las fallas de la infraestructura crítica durante los desastres es vital para la mitigación, respuesta y recuperación ante desastres. No solo es importante hacer que la infraestructura crítica sea más resistente a la interrupción de futuros impactos, sino que también es necesario aumentar la resiliencia al preparar a las comunidades para hacer frente mejor a las interrupciones del servicio.

La erupción volcánica de Tonga 2022 destaca cuán frágil es la red mundial de cable submarino y cuán rápido puede desconectarse. Esta no fue la primera vez que fenómenos naturales cortaron cables submarinos críticos, y no será la última. Los gobiernos y las empresas de telecomunicaciones deben encontrar formas de diversificar la forma en que nos comunicamos, por ejemplo, mediante el uso de más sistemas basados ​​en satélites y otras tecnologías.2. Además de construir resiliencia a través de Los comunicadores satelitales bidireccionales robustos, las comunicaciones y las instalaciones de SOS deben ser visibles en un solo tablero para el país, como una redundancia.. Otras unidades de resiliencia con unidades Rugged BGAN Satellite para instalaciones y centros específicos podrían garantizar la solidez del sistema de comunicación. Estas instalaciones podrían hacer la transición para proporcionar Wi-Fi público para turistas y otros requisitos de red del área en cuestión, por lo que la solución de emergencia se utiliza para las operaciones diarias que pueden beneficiar a la comunidad a largo plazo.

Fortalecer la infraestructura de telecomunicaciones

Tonga tiene una capacidad limitada para proporcionar notificaciones de alerta rápida en caso de emergencia, y depende de sistemas de comunicación como Internet, radio, HF/VHF, correo electrónico y llamadas telefónicas. No existen procesos o directrices sistemáticos para alertas rápidas y difusión de información a los usuarios finales durante un evento peligroso. La alerta temprana podría ayudar a las comunidades a prepararse y responder mejor a los desastres y minimizar las pérdidas.

Aparte de las acciones descritas en el Plan Nacional de Gestión de Emergencias de Tonga, no existen acuerdos formales y vinculantes entre los proveedores de comunicaciones y la Oficina Nacional de Gestión de Emergencias y TMS, que están designados para proporcionar información de alerta de emergencia. Esta es una brecha significativa en el sistema y puede crear confusión entre las funciones y responsabilidades para difundir información de emergencia. El Departamento de Comunicaciones de Tonga está trabajando con los proveedores de comunicaciones para eliminar los costos para los usuarios finales durante una emergencia y aumentar el acceso a la información de emergencia. Sin embargo, esto tiene un gran costo para la empresa. Una política formal de comunicaciones de emergencia del gobierno podría aliviar esto.

Un Sistema de Mensajería Unificada (UMS) es la innovación más exitosa en el dominio de las alertas de emergencia. Aprovecha múltiples canales de comunicación que se originan desde un solo punto. El sistema tiene capacidad para manejar todas las aplicaciones que requieren la transmisión de mensajes utilizando protocolos estándar (es decir, Common Alerting Protocol (CAP)) e infraestructuras (por ejemplo, Internet, teléfono fijo) disponibles en cualquier país. Los dispositivos de control de sirenas y otros podrían personalizarse para UMS para el contexto de Tonga. Esto podría estar disponible para la Oficina Nacional de Manejo de Emergencias y TMS como un paquete de software diseñado para activar alertas tempranas para todos los peligros. La mensajería CAP es fundamental para el UMS. Permite que los sistemas se interconecten con el corredor de mensajería para escribir, publicar, suscribirse y difundir advertencias a través de todos los medios. Más de 30 países han adoptado CAP como estándar de advertencia, y la lista sigue creciendo.

Comunicación de riesgos

La comunicación de riesgos es un componente esencial para reducir el riesgo de desastres, especialmente para los sistemas de alerta de peligros de mediano alcance. La comunicación eficaz a través de la previsión de peligros es fundamental para que las comunidades comprendan los riesgos y tomen las medidas adecuadas. A medida que nos enfrentamos a un entorno complejo en el que el riesgo es más sistémico, los gobiernos nacionales y locales deben tener la capacidad de comunicar con éxito los riesgos y las acciones a través de un enfoque coordinado de toda la sociedad.

Preparación comunitaria

Es esencial fortalecer la educación pública y la concientización sobre los riesgos de desastres y los esfuerzos de reducción. Esto incluye aumentar la captación de información y conocimientos sobre riesgos de desastres a través de campañas, redes sociales y movilización comunitaria, teniendo en cuenta las necesidades de audiencias específicas. Los sistemas de alerta temprana basados ​​en impactos y las actividades relacionadas con acciones anticipatorias mejorarán aún más la capacidad de la comunidad. Se requiere un programa de concientización sobre las señales de advertencia naturales (por ejemplo, el olor a azufre).  

Mapeo rápido de daños y escenarios previos al impacto  

FERIA CODATA TG Datos para la reducción del riesgo de desastres y ChinaGEO apoyado mecanismo voluntario de respuesta a emergencias ante desastres (VoRDM) bajo el paraguas de GEO, CODATA y WDS. El mapeo rápido de daños para Tonga reunió toda la información satelital y de daños de alta resolución para la respuesta a desastres para ayudar al gobierno de Tonga a mapear con precisión la devastación y allanar el camino para esfuerzos humanitarios y recuperación más eficientes (Figura 2).

“Gracias por su generoso trabajo y por pensar en la gente de Tonga. NEMO siempre está agradecido por la ayuda que ofrecen CODATA y Tonkin and Taylor en este momento”.

Gerente de Operaciones, EOC-NEMO

VoRDM está diseñado como un mecanismo global de respuesta a emergencias ante desastres, especialmente para países y regiones en desarrollo. Durante los últimos cinco años, RDM ha trabajado en 26 eventos de desastres en más de 20 países de Asia, África, América del Sur, América Central, Oceanía y Europa. Los principios de datos GEO (DSP y DMP) y los principios de ciencia abierta se aplican para garantizar la amplia participación de todas las contribuciones, la reacción rápida de los mecanismos de colaboración y el flujo fluido de información de emergencia que podría usarse para la evaluación previa y posterior al evento. El Primer Ministro de Tonga, Excmo. Siaosi Sovaleni, agradeció las iniciativas de CODATA.

Figura 2: Portal de mapeo rápido de daños (Fuente: T+T, 2022)

Conclusión

La devastadora erupción y tsunami Hunga Tonga-Hunga Ha'apai en Tonga ofrece muchas lecciones para el futuro. Ciertamente, ha destacado que la resiliencia a los peligros naturales requiere una gestión integrada del riesgo, desde la identificación del peligro y el registro del riesgo, las advertencias del peligro y la comunicación del riesgo, para prepararse para los eventos de peligro y responder cuando ocurra un evento. Con los avances en la ciencia y los conjuntos de modelos múltiples, las habilidades de alerta han aumentado y tienen el potencial de reducir el riesgo de desastres. La comunicación de riesgos también es crucial para minimizar las pérdidas y los daños. La comunicación de riesgos no siempre se trata de convencer a las personas para que actúen de cierta manera. Se debe tener cuidado para evitar culpar o cargar indebidamente a los grupos vulnerables en relación con la adopción de medidas, especialmente cuando tienen un poder limitado, cuando no está claro qué medidas se deben tomar y cuando los factores estructurales los ponen en peligro. Es importante mantener conversaciones abiertas y públicas sobre la incertidumbre, las decisiones complicadas, las compensaciones y las responsabilidades que a menudo se pasan por alto como parte de la comunicación de riesgos.


Lectura adicional


Bapon Fakhruddin

Bapon Fakhruddin

El Dr. Fakhruddin es un experto evaluador de riesgos de cambio climático con 20 años de experiencia global en proyectos de riesgo de desastres y resiliencia climática. Su experiencia aporta importantes ventajas en el desarrollo de estrategias de adaptación y mitigación del cambio climático, así como en la evaluación de riesgos de peligros costeros, la alerta temprana y la respuesta a emergencias y la resiliencia de las comunidades costeras. Bapon ha diseñado proyectos de respuesta a desastres y cambio climático en más de 30 países en la región de Asia-Pacífico. Es presidente del grupo de trabajo CODATA FAIR Data for Disaster Risk Research.

emma singh

Emma es consultora sénior de peligros naturales y riesgos climáticos en Tonkin + Taylor. Tiene 10 años de experiencia internacional en la prestación de servicios de consultoría climática y de catástrofes naturales, incluidas evaluaciones de riesgos climáticos y de peligros múltiples, modelado de catástrofes y cuantificación y optimización de riesgos asegurables. Tiene una maestría en ciencias de la tierra y un doctorado en ciencias ambientales. Emma ha investigado una amplia gama de peligros naturales y sus consecuencias, pero tiene una pasión particular por el riesgo volcánico, la interrupción de infraestructura crítica, el riesgo del cambio climático y la comunicación de riesgos.



[ XNMUX ] Informe de Situación nº 11 (25 de enero de 2022)


Imagen de Stuart Rankin en Flickr.

Compartir:

Ir al contenido